Colorete en Crema

0,96 IVA Incluido

Crea un efecto perlado, brillante y luminoso en tus mejillas gracias a su fórmula sedosa, suave y en crema. Colorete hidratante que no reseca tu piel. Puedes aplicarlo fácilmente con tus manos. También aplicable en párpados y labios.

thumbnail
thumbnail
thumbnail
Limpiar
SKU: L-69 Categoría:

Descripción

Colorete en Crema de Elisabeth Llorca

El colorete en crema, cuando se aplica correctamente, da como resultado un rubor luminoso y ligeramente húmedo, que el colorete en polvo tradicional no puede. Además, la textura lo hace ideal para pieles secas o maduras.

Cómo aplicar el rubor en crema

Como es importante saber aplicarlo correctamente, te traemos una sencilla guía paso a paso sobre cómo hacerlo, no te decepcionará.

Paso uno: Prepara la piel y aplica el maquillaje

Para asegurarte de que tu piel esté preparada e hidratada para el colorete, sigue tu rutina habitual de cuidado de la piel antes de aplicar cualquier tipo de maquillaje. Es importante usar productos que añadan algo hidratación a tu piel, como hidratantes y aceite facial.

Una vez que tu piel esté lista, ciertamente puedes aplicar el maquillaje que desees (es decir, máscara de pestañas, cejas y brillo labial), pero la clave es comenzar con sólo una base o un maquillaje hidratante, junto con el corrector.

Cuando se piensa en usar productos en crema, las bases líquidas son mejores para usar con el colorete en crema, porque funcionan bien juntas en lo que respecta a la textura. Si aplicas colorete en crema junto con otros productos de maquillaje en polvo, verás que tienden a mancharse o a no deslizarse tan fácilmente como se espera.

Paso dos: Aplica colorete en las mejillas

Puedes aplicar tu colorete en crema con un movimiento ascendente y una brocha de colorete. Si no tienes brocha, puedes usar tus dedos. Para saber dónde están las manzanas de tus mejillas, sonríe ligeramente y aplica el colorete en crema justo donde tu mejilla se vea más redonda en el centro. Difuminar hacia arriba a lo largo del pómulo agrega más profundidad.

Si al aplicar el color a tus mejillas te sientes fuera de tu zona de confort, está totalmente bien empezar ligeramente y mezclar más a medida que avanzas. No es necesario añadir una tonelada de producto para obtener el efecto natural de rubor.

Paso tres: Añade iluminador y polvos bronceadores

Después de aplicar el colorete, puedes añadir iluminador o polvos sol, o ambos si eso es lo que te apetece. Como la textura en crema se adhiere a lo que sea que le pongas encima, el iluminador es la elección perfecta cuando quieras añadir un brillo saludable a la piel.

Si te decides por el polvo bronceador, aplícalo por la frente, debajo de los pómulos en los huecos naturales de tu cara, cuando aplicas polvos bronceadores en esta área, consigues un contorneado instantáneo.

Paso cuatro: Asegúrate de que el color sea uniforme

En el último paso, echa un vistazo a tus mejillas y asegúrate de que el color es uniforme en ambos lados. Si te has aplicado demasiado, es muy fácil corregirlo difuminando el color con una brocha, o con una esponja de maquillaje.

Información adicional

Peso N/D
Dimensiones N/D
Tonos colorete crema

2, 4, 6

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Colorete en Crema”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *